¿Que es el Reiki?


Reiki es un término japonés compuesto de dos raíces:

Rei (que podríamos traducir como Energía Universal) y ki (Fuerza Vital) ambas partículas indican la unión de la energía del cosmos con la propia, para llevar sanación y bienestar.

Reiki es una energía inteligente, pues sabe dónde ir, qué hacer y cómo hacerlo. Nosotros como iniciados en esta disciplina, tenemos la responsabilidad de atraerlo a este plano y de enfocarlo a través de nuestras manos como una suerte de emisión de luz intensificada, haciendo que la ola de Reiki sea fuerte y estable sobre el paciente. Reiki se pronuncia con una ere más bien relajada, como “leiki”, pero se ha españolizado, por lo que en occidente se pronuncia con una ere vibrante múltiple (”rrreiki”).

Practicar Reiki es tan simple como poner las manos sobre el cuerpo del enfermo -o cerca del mismo- apuntando con las palmas y dejar que la energía fluya. Cada persona (tanto el que da Reiki como él que lo recibe) perciben cosas diferentes: calor, frío, picazón, alivio o simplemente nada, eso no implica que sea una mejor o peor terapia, sin lugar a dudas el proceso unico y debe ser vivido.

Las diferencias entre otras terapias de imposición de manos son principalmente que el sanador no se agota al entregar está forma de potencia, más bien al contrario, porque se potencia al ser canal: entre más Reiki damos, más energía universal se queda con nosotros. Por otra parte, en casos especiales, la terapia de Reiki se puede practicar a distancia; es decir, sin que el paciente esté frente al sanador, éste puede enviarla la energia curadora donde él esté obteniendo un buen resultado.

La energía del Reiki combina perfectamente con cualquier otro tipo de terapia alternativa o de desarrollo personal, así, el yoga, tai-chi, las artes marciales, las prácticas chamánicas, wiccas, ceremoniales, o simplemente el afecto que uno le pone al hacer las cosas para nuestra familia, el sistema Usui de sanación lo apoya, impulsa y canaliza de mucho mejor forma. Los límites de esta energía son los que el reikista quiera darle.

Resumamos algunas de las ventajas del Reiki:

*
Mediante su práctica se toma control de la propia salud y bienestar.
*
No tiene efectos secundarios ni contraindicaciones.
*
No depende del estado de conciencia de la persona que lo recibe.

*
Surte efecto independiente de la fe del paciente en su tratamiento.

*
Sirve como excelente complemento para otros sistemas de curación, incluyendo el tratamiento médico tradicional.
*
Reduce el estrés y la tensión y promueve la relajación de manera importante.
*
Alivia el dolor así como el malestar de enfermedades crónicas.
*
Promueve la recuperación post-operatoria y aumenta los efectos terapéuticos tanto de la medicina convencional como la de los remedios alternativos.
*
Aumenta la creatividad, la comunicación y las habilidades cognoscitivas al mejorar la integración de los hemisferios derecho e izquierdo del cerebro.
*
Ayuda a la niñez en su proceso de crecimiento, especialmente en el estrés y dificultades de aprendizaje.
*
Es una poderosa herramienta para nuestro crecimiento personal y evolución espiritual, nos reconecta con nuestro Yo interior mejorando nuestra calidad de vida.

Explore posts in the same categories: Uncategorized

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: